Colombia cultiva, sin lugar a dudas, el mejor café del mundo. Acompáñame a conocer las 5 variedades de café que se cultivan en este país y cuáles son sus características tanto en el cafeto como en el sabor del producto final.

Típica: En esta variedad, su planta se reconoce porque tiene brotes color cobrizo. Mide aproximadamente 5 metros y su tronco y ramas son delgados con un fruto alargado. El sabor de este café es predominantemente dulce, con notas de flores y frutas. A pesar de su buena calidad, es muy susceptible a plagas y enfermedades.

Es originaria de la Isla Bourbon, al norte de Madagascar, se encuentra mayormente en Burundi, Ruanda y América Latina. Existen 3 variedades: roja, rosada y amarilla. Aunque cada color tiene sabores particulares, su sabor en general es dulce, con toques de caramelo, chocolate y frutos secos.

Tabi: Esta variedad es el resultado del cruce de las variedades Típica y Borbón. Creada para conseguir un café de calidad, pero que fuera más resistente a la roya que las variedades originales. Hoy, Tabi se considera ideal para cultivar cafés especiales y sobresalen sus notas a licor y frambuesa.

Caturra: Es uno de los tipos más sembrados en el país por su alto rendimiento y su buen sabor. Esta variedad es más pequeña que la Típica, el Borbón y el Tabi. Se caracteriza por tener cogollos de color verde oscuro, hojas grandes, redondas y anchar y un tronco grueso.

Colombia: Esta variedad es resultado de la mezcla entre la Caturra y el Híbrido de Timor. Es de baja estatura, produce cerezas rojas y amarillas y es la base de reproducción de diferentes subvariedades como El castillo. Es muy apetecida por su calidad, pero también por su resistencia a la roya.

Como puedes ver, el cuidadoso proceso y la cruza entre especies ha dado como resultado un café de calidad única. Gabriel Jaime Vásquez Guerrero lo sabe, pues cultiva estas variedades en su finca y es uno de los más importantes exportadores de café de Colombia. ¿Qué variedad prefieres?